AMITRIPTILINA oral

Prescripción bajo control médico

Acción terapéutica

– Antidepresivo tricíclico

Indicaciones

– Dolor neuropático
– Depresión mayor

Presentación

– Comprimido de 25 mg

Posología

– Dolor neuropático 
Adultos: 25 mg una vez al día al acostarse (Semana 1); 50 mg una vez al día al acostarse (Semana 2); 75 mg una vez al día al acostarse (a partir de Semana 3)

– Depresión
Adultos: 25 mg una vez al día al acostarse. Según su eficacia y tolerancia, aumentar progresivamente en 8 a 10 días, hasta 75 mg una vez al día al acostarse.

– No sobrepasar 150 mg al día. Reducir la posología a la mitad en ancianos.

Duración

– Dolor neuropático: 3 a 6 meses después de la desaparición de los dolores. Si el dolor reaparece, reanudar el tratamiento.
– Depresión: 9 meses como mínimo. La interrupción debe ser progresiva (en 4 semanas). Si aparecen signos de recaída o de abstinencia, aumentar de nuevo la dosis.

Contraindicaciones, reacciones adversas, precauciones

– No administrar en caso de infarto del miocardio reciente, arritmia, glaucoma de ángulo cerrado, trastornos uretro-prostáticos.
– Administrar con precaución y bajo vigilancia en ancianos y en caso de epilepsia, estreñimiento crónico, insuficiencia hepática o renal (reducir la posología a la mitad), antecedentes de trastorno bipolar y ideación suicida.
– Puede provocar:
• somnolencia, hipotensión ortostática, disfunción sexual;
• efectos anticolinérgicos: sequedad de boca, estreñimiento, trastornos de la acomodación, taquicardia, desordenes urinarios. Los trastornos severos (confusión mental, retención urinaria, trastornos del ritmo) obligan a suspender el tratamiento.
– Administrar con precaución y bajo vigilancia con: medicamentos que deprimen el sistema nervioso central (analgésicos opioides, sedantes, antihistamínicos H1, etc.), medicamentos de efecto anticolinérgico (atropina, clorpromazina, prometazina, etc.), medicamentos que disminuyen el umbral epileptógeno (antipsicóticos, mefloquina, etc.), medicamentos serotoninérgicos (ISRS, antidepresivos tricíclicos, ondansetrón, tramadol, etc.), medicamentos antihipertensivos.
– Evitar el alcohol durante el tratamiento.
– Embarazo: reevaluar la necesidad de proseguir el tratamiento; si se prosigue, reducir la dosis al final del embarazo para limitar los efectos indeseables en el recién nacido (trastornos neurológicos y digestivos).
– Lactancia: monitorizar la aparición de somnolencia en el niño.

Observaciones

– El efecto sedante se manifiesta desde las primeras dosis, el efecto antálgico tras 7 a 10 días y el efecto antidepresor tras al menos 4 semanas. Explicarlo al paciente.
– Para el dolor neuropático, se suele usar amitriptilina en combinación con carbamazepina.
– Conservación: temperatura inferior a 25 °C -