SERTRALINA oral

Prescripción bajo control médico

Acción terapéutica

– Antidepresivo, inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina (ISRS)

Indicaciones

– Depresión mayor, en caso de intolerancia o contraindicación a la fluoxetina o a la paroxetina
– Estado de estrés postraumático severo (EEPT)

Presentación

– Comprimidos de 50 mg y 100 mg

Posología

– Adultos: 50 mg una vez al día con una comida. En caso de respuesta insuficiente al cabo de 4 semanas, aumentar la posología hasta 100 mg al día máx.

Duración

– Depresión: 9 meses como mínimo. La suspensión del tratamiento debe ser progresiva (50 mg cada 2 días durante 4 semanas). Si aparecen signos de recaída o de abstinencia, aumentar de nuevo la dosis.
– EEPT: 2 a 3 meses tras la desaparición de los trastornos. La supresión debe ser progresiva (2 semanas como mínimo).

Contraindicaciones, reacciones adversas, precauciones

– No administrar en caso de insuficiencia hepática grave. Reducir la dosis a la mitad en caso de alteración leve o moderada de la función hepática.
– Administrar con precaución y bajo vigilancia en caso de epilepsia, diabetes; antecedentes de: hemorragia gastrointestinal, trastornos bipolares, ideación suicida o glaucoma de ángulo cerrado.
– Puede provocar: 
• trastornos digestivos, somnolencia, cansancio, cefaleas, vértigo, convulsiones, disfunción sexual, visión borrosa, hiponatremia especialmente en pacientes de edad avanzada;
• trastornos psíquicos: ansiedad, insomnio, agitación, agresividad, ideación suicida;
• síntomas de abstinencia frecuentes en caso de interrupción brusca: vértigo, parestesias, pesadillas, ansiedad, temblores y cefaleas.
– Evitar la asociación con:
• alcohol (riesgo de sedación); aspirina y los antiinflamatorios no esteroides (riesgo de hemorragia);
• medicamentos serotoninérgicos: otros inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina, antidepresivos tricíclicos, (amitriptilina, clomipramina, imipramina), ondansetrón, tramadol, etc. (riesgo de síndrome serotoninérgico).
– Vigilar la asociación con: risperidona (aumento de la concentración plasmática), medicamentos que disminuyen el umbral epileptógeno (antipsicóticos, mefloquina, etc.).
– Embarazo: reevaluar la necesidad de proseguir el tratamiento; si se prosigue, monitorizar la aparición de efectos indeseables en el recién nacido (agitación, temblores, hipotonía, dificultades respiratorias, trastornos del sueño, etc.) si la madre ha sido tratada durante el 3er trimestre.
– Lactancia: sin contraindicaciones. Es preferible utilizar paroxetina.

Observaciones

– Hay que esperar al menos 2 o 3 semanas antes de evaluar el efecto antidepresor. Explicarlo al paciente. 
– Conservación: temperatura inferior a 25 °C -  -