Rickettsiosis eruptivas


Fiebres eruptivas producidas por bacterias del género Rickettsia transmitidas al hombre por un artrópodo vector. Se distinguen tres grandes grupos: tifus, botonoso y extremo oriental.

Signos clínicos

– Las diferentes formas presentan signos comunes:
• Fiebre superior a 39 °C de aparición brusca con cefalea intensa y mialgias.
• Al cabo de 3 a 5 días: aparición de un exantema generalizado (ver más adelante)
• Hipotensión, pulso rápido no disociado (inconstante)
• Estado tifoideo: obnubilación, confusión y astenia extrema, sobre todo marcada en los tifus.
• Escaras de inoculación (mancha negra): lesión con costra indolora rodeada de un halo eritematoso en el punto de la picadura. Buscar de forma sistemática como forma de orientación diagnóstica.
• Signos extracutáneos variables de una forma a otra, poco típicos e inconstantes (ver más adelante).

Grupo Tifus Botonoso Extremo oriental

Forma

Epidémico

Murino

Fiebre botonosa mediterránea

Fiebre purpúrea de las Montañas Rocosas

Otras fiebres
por garrapatas
del Viejo Mundo

Tifus de los matorrales

Germen

R. prowasekii

R. typhi

R. conorii

R. rickettsii

R. sibirica, R. australis

O. tsutsugamushi

Vector

piojos del cuerpo

pulga de ratas

garrapatas

garrapatas

garrapatas

acáridos

Reserva

hombre

rata

perros

roedores

roedores, perros, etc.

roedores

Modalidad

epidémica

endémica

endémica

endémica

endémica

esporádico

Distribución geográfica

cosmopolita conflicto focos principales: Burundi/Ruanda, Etiopía

cosmopolita

cuenca Mediterránea, África Negra

América del Norte y Central, Colombia, Brasil

África austral, Australia, Siberia

Extremo oriente, India, Pacifico Sur

Exantema

maculopapuloso

maculopapuloso

maculopapuloso

purpúreo

maculopapuloso

maculoso

Escara

0

0

mancha negra

raro

mancha negra

mancha negra

Estado tifoideo

+++

+++

+/-

+/-

+/-

+++

Signos extracutáneos

tos, mialgias,
signos meníngeos

signos digestivos

signos meníngeos

signos digestivos, neurológicos, hipotensión

variables

signos meníngeos

Letalidad (%)

30 (sin tratamiento)

5

2

5

1

0-30

– Las complicaciones pueden ser graves, a veces mortales: encefalitis, miocarditis, hepatitis, insuficiencia renal aguda, hemorragia, etc.

Laboratorio

Demostrar la presencia de IgM específicas de cada grupo por inmunofluorescencia indirecta. La confirmación del diagnóstico se obtiene con el análisis serológico de dos muestras con 10 días de intervalo. En la práctica, los signos clínicos y el contexto epidemiológico bastan para confirmar el diagnóstico y empezar el tratamiento.

Tratamiento

– Sintomático:
• Hidratación (VO o IV si el enfermo no puede beber).
• Fiebre: paracetamol VO (Capítulo 1). El ácido acetilsalicílico (aspirina) está contraindicado debido al riesgo de hemorragia.

– Antibioterapia1  durante 5 a 7 días o hasta 3 días después de la desaparición de la fiebre:
doxiciclina VO (excepto en mujeres embarazadas o lactantes)
Niños mayores de 8 años: 50 mg 2 veces al día o 100 mg una vez al día
Adultos: 100 mg 2 veces al día o 200 mg una vez al día

– En caso de tifus epidémico, la doxiciclina VO es el tratamiento de elección, aunque conlleva riesgo de recaída:
Niños menores de 8 años: 4 mg/kg (máx. 100 mg) dosis única
Niños mayores de 8 años: 100 mg dosis única
Adultos: 200 mg dosis única

Observación: la doxiciclina suele estar contraindicada en mujeres embarazadas o lactantes y niños menores de 8 años. Sin embargo, la administración de una dosis única no debería, en principio, provocar efectos adversos. Informarse de las recomendaciones nacionales.

Prevención

– Tifus epidémico: lucha contra los piojos del cuerpo (ver Piojos, Capítulo 4).
– Tifus murino: lucha contra las pulgas y contra las ratas.
– Fiebre botonosa: evitar las picaduras de garrapatas llevando ropa adecuada y utilizando repelentes.
– Tifus exantemático: utilizar repelentes, doxiciclina VO en quimioprofilaxis (a título indicativo, en adultos: 200 mg una vez a la semana).



Footnotes
Ref Notes
1

Al contrario de lo que ocurre en el caso de la borreliosis, la antibioterapia no provoca la reacción de Jarish-Herxheimer. De todas formas, la distribución geográfica de la borreliosis y de la rickettsiosis a veces es la misma y pueden darse reacciones debido a esta asociación (ver Borreliosis).